*

El Norte Escolar
 
El Norte Escolar

Hojas de papel

Colegio La Milagrosa

Salamanca

REDACCIÓN: Alba Avedillo Nieto, Irene Barbero Urrero, María Carvajal Delgado, Lucía García Hernández, Sergio Herrero Martín, Raquel Pozo García

Crónicas de Continente - Capítulo 11

Crónicas de Continente - Capítulo 11
Mapa de Continente

Hoy os traemos un nuevo capítulo de nuestra historia: Crónicas de Continente. Esperamos que os guste

08.12.2017 - Sergio Herrero y María Carvajal

  • Current rating

17 votos

4 comentarios

- ¡Se acercan!

Los vigilantes divisaron un gran ejército. Bajaron de las murallas de Ogar y se dirigieron a la Casa del Príncipe del Norte, el lugar donde Mengh estaba alojado.

- Señor, ya llegan. ¿Qué debemos hacer?

Mengh estaba sentado en el Comedor, hablando con Oleg y Heimi sobre los planes de guerra, cuando oyó esas palabras. Un escalofrío le recorrió el cuerpo. 

- ¿Trae los dragones?

- Sí, hemos visto al menos uno de ellos. Era verde.

- El pequeño. Él no va a aparecer. Comenzad a preparar al ejército. Quiero verlos muertos.

- A sus órdenes, Alteza.

Roby abandonó el Comedor y se dirigió a la muralla. Cogió el cuerno de Ogar y sopló cuatro veces, recordando las palabras del anterior Jefe Vigilante: "Un soplido para los Gergrs, dos para los aliados, tres para los Lamo-Yeni, cuatro para los enemigos y cinco... bueno, espero que nunca tengas que soplar cinco veces".

- ¡Preparad los arcos! ¡Tensadlos! ¡Disparad! - gritaba a pleno pulmón - ¡Preparad los arcos! ¡Tensadlos! ¡Disparad!

Miró hacia las extensas llanuras que rodeaban a Ogar. Se dio cuenta de una cosa: los estandartes no llevaban un escudo a rayas naranjas y rojas ni un escudo verdinegro. Eran banderas blancas.

- ¡Parad! ¡Parad!

Tres minutos después estaba en el Comedor. 

- Señor, hay un problema.

- ¿Qué? 

- Banderas blancas.

- ¿Cómo? ¿Quieren paz?

- Eso parece.

- Salid a su encuentro. Ahora mismo voy - les dijo a Oleg y Heimi, y a continuación se dirigió a Roby - Reúne a tus más brillantes arqueros, pero antes tengo algo que darte.

                                                                                 ...

Los Lamo-Yeni estábamos preparados para llegar a Dithia y volver a Continente. A mi orden, todos leímos el tiempo a la vez. Habíamos vuelto a nuestro hogar. Pero no había nadie. Decidí ponerme la capa oscura, recurrir a este ancestral modo por última vez.

Me encontraba a las afueras de Ogar. Las murallas se abrieron y de ellas salieron tres caballos: Mengh, Oleg y Heimi. Detrás suyo, un grupo de unos cincuenta arqueros, preparados para lanzar una flecha en cuanto se lo pidieran. A unos cien metros, el ejército blanco, comandado por Guyb.

Decidí esperar unos cuarenta segundos. Estaban a unos quince metros cuando me paré justo en medio. Quería que todos me vieran y que pararan. Oleg tomó la iniciativa. Después, Guyb y Heimi bajaron casi simultáneamente. Mengh permaneció en su caballo.

- Parece ser que entendéis el motivo de mi aparición.

- La Parte Oscura - dijo Mengh por lo bajo, y después añadió, señalando a Guyb - ¿Dónde están tu amigo y su dragón?

En ese momento Meht emitió un gruñido. Un gruñido que se pudo escuchar a varios kilómetros a la redonda. El dragón estaba sobrevolando la zona, preparado para hacer arder la ciudad a la mínima señal. Di un paso adelante.

- Supongo que os preguntaréis qué está pasando. Ninguno de vosotros sabe con certeza a qué os tenéis que enfrentar. Debéis parar esta guerra y enfrentaros al enemigo común. Llevan varios cientos de años preparándose, y en cualquier momento pueden aparecer. Si no queréis morir de la forma más horrible posible, más os vale hacerles frente. Cuanto antes, mejor.

Un grito inundó el ambiente. El cielo se tiñó de rojo, y algo se acercaba desde el sur. Era de color dorado y resplandecía en el infierno en el que se había convertido ese lugar. Syrahe acababa de llegar. Estaba a lomos de Vaxes, el dragón más grande que Continente había visto, y verá. Era tres veces mayor que Meht, y cincuenta veces mayor que un hombre.

Syrahe bajó del dragón y me preguntó:

- ¿Ya lo saben?

- Se lo estaba contando en este momento. 

- ¿Perdón? ¿Él lo sabía?

El cuerno de Ogar sonó cuatro veces. Mengh retrocedió con su caballo, y Royb apareció con una enorme ballesta. Una flecha, del largo de tres hombres, estaba cargada en ella, y apuntaba a Guyb.

- Ahora.

Royb tardó en cargar la flecha diez segundos, tal vez los diez segundos más tensos que Continente haya visto. Meht echó a volar. Syrahe montó en Vaxes y Guyb se subió a su caballo para huir.

- Cinco, cuatro, tres, dos, uno... - Roby decía por lo bajo.

Pero cambió de objetivo. La flecha salió disparada en dirección a Meht. Syrahe oyó un ruido y vio hacia dónde iba la flecha. Le dijo a Vaxes:

- Ogeug.

Una enorme llama hizo arder a la ballesta, y con ella todo lo que había a su alrededor. 

                                                                                 ...

708 iba montado en Rewn, varias millas por encima de los Khe Zend. Divisó la cordillera del Lonq'ar y, a lo lejos, una ciudad a medio destruir. 

- Ogeug.

Rewn apuntó al suelo e hizo una grieta justo debajo de las montañas. La tierra se abrió, y lo que antes eran unas imponentes montañas ahora se había convertido en una extensísima meseta que no tenía fin.

Se acercó a la ciudad y se dirigió al edificio más alto. Bajó de Rewn y paseó por los pasillos. 

Tras unos minutos, encontró lo que estaba buscando: un enorme mapa, que ocupaba toda la sala. Una equis verde señalaba un lugar. Pudo leer una palabra: Septh. Y supo que ese era el lugar al que tenía que dirigir a su ejército.

Quería el trono de Continente. Se lo habían prometido, y lo quería.

comentarios

1

Roy | 10-12-2017 12:23

Eso parece, el final se acerca, no sabemos si con mucho derramamiento de sangre o con algún tipo de alianza pacífica. Cuando terminéis, deberíais juntar todas las entregas y colgarlas para su descarga en el periódico. ¡Ánimo con la recta final!

2

irene | 10-12-2017 11:15

esta historia se acaba... la voy a echar de menos!

3

Marta | 10-12-2017 01:04

Qué emoción seguid con la trama.

4

Mary | 09-12-2017 10:52

Se acerca el final ¿Cómo se resolverá? ¿Parará la guerra?...No tardéis en contarnos en desenlace.