*

El Norte Escolar
 
El Norte Escolar

La Respuesta

Nuestra Señora del Rocío

Zamora

REDACCIÓN: María Alonso, Yeray Esteban, Elena Frutos, Abrahán Vicente, María Casas, Sandra Ferrero

Estudiantes contra la independencia

Estudiantes contra la independencia
Josep Lago y María Domingo (el confidencial)

Catalanes no independentistas

10.11.2017 - Elena Frutos

  • Current rating

1 voto

0 comentarios

A media mañana de un día lectivo en la Plaza Cívica del campus de la Universidad Autónoma de Barcelona (AUB) y un grupo de chavales se congrega junto a la puerta de la cafetería para hacer un grafiti. Los estudiantes y profesores entran y salen sin darle ninguna importancia. Por todo el campus hay murales pidiendo la independencia, estelados, una bandera de la Unión Soviética y frases revolucionarias, a la una de la tarde, los artistas se dan prisa para rematar los últimos detalles del mural porque está a punto de comenzar la proyección de un documental en la sala de cine del campus cuyo título es 12 de Octubre: Cultura del Odio y Legítima Autodefensa. A dicha proyección acuden varios estudiantes que se asientan en sus butacas mientras se relaciona sin rodeos el fascismo, el racismo y el odio con el estado español y su historia desde 1492.En pantalla aparecen políticos del PP y de Ciudadanos, Cristóbal Colón y banderas de Falange, Donald Trump y los judíos expulsados por los Reyes Católicos. Dos miembros de la Plataforma Antifeixista introducen el documental subrayando que su lucha es cada vez más necesaria. Ahí están para recordárselo, remarcan, las juventudes de Sociedad Civil Catalana (SCC). En una de las mesas de Plaza Cívica se reúnen con los peligrosos fascistas a los que le hacen referencia, son chicos que apoyan paridos como el PSC o Ciudadanos, el que más manda en este grupo es Josep Lago coordinador de la agrupación de Jóvenes de la Sociedad Civil Catalana y estudiantes de ADE y Derecho. Josep dijo: ?Vi que no se podía hablar en público en contra de la independencia. Me di cuenta de que había gente que pensaba diferente pero se callaba por la presión. Por eso a principios de 2016 nos juntamos unos cuantos para expresar nuestro punto de vista?. Una de las primeras  personas en las que encontró apoyo fue en María Domingo, estudiante de Ciencias Políticas, ella dijo: ?Empezamos siendo dos y enseguida éramos cerca de 30, un número que no es para tanto porque el campus es muy grande. Además muchos se bajaron enseguida por la presión y los insultos. Ahora quedamos unos 10, aunque hay otros que nos apoyan desde fuera. Para seguir haciendo esto hay que tenerlo muy claro porque te sientes rechazado, por ejemplo a la hora de hacer trabajos en grupo. Yo muchos días me siento apartada?. Esto explica que en Cataluña también hay gente no independentista y que se sienten españoles que son ocultados por los políticos independentistas.